Política

EMPEZÓ 'HORA CERO' PARA LOS DREAMERS

Desde que el presidente de Estados Unidos canceló el programa de Acción Diferida contra la Deportación DACA (Deferred Action for Childhood Arrivals) el 5 de septiembre de 2017, se estima que entre 21 mil jóvenes han perdido esta protección al no haber renovado antes del 17 de octubre del año pasado.

Posterior a esta decisión, dos cortes de apelaciones han detenido la cancelación de DACA lo que permite, -acaso temporalmente- que continúen las renovaciones de esta protección. La administración Trump, a su vez, ya llevó el caso a la Suprema Corte. 

En el decreto emitido por el presidente Trump se puso el 5 de marzo de 2018 como fecha límite para que el Congreso encuentre una solución legislativa, de lo contrario el programa se irá terminando conforme expiren los permisos expedidos por USCIS.

Hoy se está frente a la disyuntiva de que el Congreso apruebe una ley que permita la legal estancia de los dreamers en medio de un clima político polarizado donde, del lado republicano, priva la perspectiva anti-inmigrante, y donde la administración Trump incluyó, como parte de la negociación, cambios en la ley migratoria para poner límites en la migración familiar.

El Senado abrió semana pasada un debate sin restricciones para votar las diferentes propuestas legislativas que propongan los senadores.
Finalmente, el día jueves 15 de febrero se inició con la votación de las diferentes enmiendas a la ley migratoria.
La propuesta que obtuvo el mayor apoyo fue la presentada por el grupo bipartidista encabezado por Collins, Schumer, Rounds, King, entre otros, que obtuvo 54 votos a favor y 45 en contra.
El vaivén político ha sido especialmente intenso para los jóvenes que cuentan con la protección de DACA y también para quienes podrían calificar en una eventual ley DREAM. Su futuro, sin duda, pende de un hilo y parece depender en gran medida de la volatilidad del carácter y personalidad del presidente norteamericano. Para éste, los dreamers son solo piezas para negociar y obtener una victoria política. Sin duda, los dreamers, sus vidas, sus familias, están frente a una posible hora cero, donde se decidirá la forma que tomará su futuro en Estados Unidos.

What's your reaction?

Excited
0
Happy
0
In Love
0
Not Sure
0
Silly
0

You may also like

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

More in:Política