UN MENÚ MUY CACHONDO PARA PODER SOBREVIVIR

UN MENÚ MUY CACHONDO PARA PODER SOBREVIVIR

«La almeja chiluda», como coloquialmente se le conoce en Baja California a la almeja generosa, así como el pulpo y los ostiones, fueron las proteínas que los concursantes de Masterchef México tuvieron que preparar para arrancar el capítulo 4.

Para el reto por equipos quedaron encabezando el equipo rojo José Luis (Cdmx) y Doña Isabe (Chetumal), quien suscitó mucha polémica y encono. La prueba fue atestiguada por el cocinero invitado, Franco Noriega, considerado el chef más sexy del mundo.

Los mariscos para un menú afrodisíaco (Foto: TV Azteca)

Isabel fue un fracaso como capitana, no la respetaban, y ella no tenía autoridad, se empeño en hacer un postre a su estilo hogareño y eso finalmente los llevó al fracaso y a ganarse el odio unánime de sus compañeros.

Los comensales que calificaron sus platillos fueron las «estrellas» de TV Azteca Penelope Menchaca y Arturo Islas, con sus respectivas parejas, quienes petulante y groseramente tuvieron muy malos comentarios ante el menú.

Poderosísimo el caldo de Atinala (Foto:TV Azteca)

El equipo rojo presentó un pulpo duro, según ellos, aunque para los jueces estaba en el punto exacto de cocción. Al equipo azul lo sacrificaron por los ostiones que llevaban unas semillas que estuvo a punto de de romperles los dientes a los invitados.

(Foto: TV AZteca)

Ganó el equipo rojo, gracias a Isabel de los azules que mandó a eliminación a sus compañeros por presentar un mediocre pastelillo de mantequilla, nada afrodisíaco como era el objetivo. Todos, compañeros y jueces la cruxificaron, terminó llorando. Pero eso sí, se salvó a sí misma cuando le dieron la opción de subir al balcón a alguno de su equipo.

A ROMPER EL COLCHÓN

Para el reto de salvación, continuó la tendencia cachonda con el menú, y la misión fue preparar el mejor caldo repleto de mariscos y súper potente, el «revienta catres», lo cual le pareció de muy mal gusto a la alzada de Itzel (Cdmx).

La mayoría prepararon muy buenos caldos, pero quienes se ganaron «estrellita» -literal, pues el chef Herrera se las estampó en la frente- fueron La Soldado Esquivel -o Diana- (Chiapas) y Doña Atilana (Veracruz).

Hicieron llorar a Itzel (Foto: TV Azteca)

El platillo que rompió el esquema fue el de Itzel que, como ella, presentó un caldo muy fino, muy gourmet, según los chefs Castillo y Bety, «va con mi personalidad», presumió. Pero el comentario de Herrera la mató: «Ellos lo dijeron muy elegante pero lo que quisieron decir es que el caldo está desganado».

De la altivez, Itzel pasó a un amargo y llanto profundo, según ella el chef Herrera fue muy duro, y Oswaldo, veracruzano naquito al fin, opinó disculpándola: «es que ella viene de una clase diferente a nosotros» .

En uno de los pocos retos verdaderamente reñido, La Soldado Esquivel, pero las mayores porras las tuvo Atilana, con un caldo que fue calificado de «poderosísimo», y el chef Herrera consideró «un maremoto de pasión». La vieja por supuesto quedó voladísima.

(Foto: TV AZteca)

LA HORA DE LA VERDAD

Al reto de eliminación se fueron 6, tres platillos repartidos al azar: Asado de puerco para Atilana (Veracruz) y Cuau Blanco (Cdmx), Mole blanco para Itzel (Cdmx) y Salime (Campeche), y el terror de muchos, postre, para Meche (Coahuila) y Erubiel (Veracruz), quien sigue demostrando que es un cochino para cocinar, se limpia el sudor de la frente y la boca y luego con la misma servilleta «limpia» los platos.

Durante le prueba queda evidente lo que Adriana (Sinaloa) dice: «No me extraña que a Cuau le esté diciendo todo, así se la ha llevado, no sabe cocinar», y así es, el chico cuya única gracia es ser hijo del ex futbolista Cuautémoc Blanco es un mediocre, sin chispa y además gay, ha sobrevivido de «panzazo.

Se hizo odiar (Foto: TV Azteca)

Salime, grandota, guera sin chiste, mensona, termina por quemarse la mano , y Erubiel, para no variar haciendo cochinadas en la cocina, ademas que anda perdido, poniéndose un pie en la cuerda floja pues nunca en su vida ha preparado un postre.

Por su parte Atilana, muy echada de sí misma, más se crece al ser elogiado el Asado que presentó, «Ya tienes un estilo», le dice el chef Herrera, pero el estricto juez extrañamente nada dice del horrendo emplatado, donde el guisado se ve como una plasta de…

Cuando Salime le dicen «¡muy bueno!» a su mole blanco, no se la cree, así de baja tiene la autoestima. Erubiel se lleva otra regañiza por parte del chef Castillo, por cerdo, pero también por su deplorable postre. A la Meche le comentan sobre su postre: «bonito y bueno», eso la libra, Erubiel traga salida.

Eliminado, hijo de Cuauhtémoc Blanco (Foto: TV Azteca)

El Asado era el platillo más sencillo, y sin embargo ni con eso pudo Cuau, aún con la ayuda de la Soldado Esquivel quien desde el balcón le estuvo diciendo paso a paso. La señora rompe en llanto cuando anuncian la elminación del muchacho y Adriana rencorosa no baja a despedirlo.

Así termina el cuarto episodio de la temporada, sin que aún se vislumbre quienes serán las estrellas, o por lo menos los destacados, de este año.

SOBREVIVIENTES

1- SOLDADO DIANA (Chiapas)

2-ADRIANA (Sinaloa)

3.-DAVID (Edomex)

4.-ERUBIEL (Veracruz)

5.-ATILANA (Veracruz)

6.-ITZEL (Cdmx)

7.-«LA INGE» CITLALLI (Sinaloa)

8.-IKER (Morelos)

9.-NICOLAS (Coahuila)

10.-ROLANDO (Tamaulipas)

11-SALIME (Campeche)

12.-ISABEL (Quintana Roo)

13.-LIZZI (Jalisco)

14.-JOSÉ LUIS (Cdmx)

15.-OSVALDO (Veracruz)

16.-MECHE (Coahuila)

Baja Culinaria